El renovado Museo Dámaso Navarro ha cumplido 20 años

El renovado Museo Dámaso Navarro ha cumplido 20 años

Por: Fernando Tendero
El año 1999 fue importante para las 28.270 personas censadas en Petrer. Ese año se abrió el parque El Campet; se inauguró la biblioteca Enrique Amat; y, a comienzo del mes de julio, se inauguró el Museo Dámaso Navarro. Este hecho marcó un hito en nuestra villa, ya que a partir de ese momento, existía un lugar en el que visualizar la historia de Petrer, dando pie a crear un área, dentro de la Concejalía de Cultura, encargada de la gestión del patrimonio histórico local.

 Hay que resaltar que esto no se dio de la noche al día, sino que el hecho de crear un museo fue una demanda que desde los años sesenta del siglo XX y desde un colectivo concreto, fue calando poco a poco durante décadas, respaldado por un trabajo callado y discreto que dio sus frutos hace veinte años, poniendo los cimientos de las actividades que hemos ido desarrollando durante estos veinte años.

El 2 de julio de 1999, se inauguró el Museo Municipal Sala Dámaso Navarro gracias a una serie de circunstancias que convergieron en ese momento preciso: la existencia de un importante lote de material arqueológico y etnológico almacenado en espera de su exhibición. 

También se disponía del edificio de la biblioteca municipal, en la plaza de Baix, que había quedado en desuso al trasladarse esta última a la calle San Bartolomé. Se contaba con el apoyo imprescindible del equipo de gobierno del Ayuntamiento. Y cómo no, a los equipos entusiastas que trabajaron en el montaje de la sección de arqueología y de la sección de etnología, que hicieron un trabajo extraordinario. La apertura del museo y la creación de la plaza de director, ocupada por Francisco Javier Jover Maestre (2001-2007) y por Fernando E. Tendero Fernández (2007-hasta la fecha), supuso un hito para la investigación, conservación y divulgación de todo el legado histórico y monumental existente en el término municipal, siendo reconocido oficialmente como museo de la Comunitat Valenciana con el nombre de Museo Arqueológico y Etnológico Municipal Dámaso en noviembre de 2001.

La distribución espacial del edificio, con sus 620 m2 de espacio útil, apenas varió en los casi 20 años que estuvo abierto como museo, aunque sí lo hizo la funcionalidad de sus salas y dependencias en las que se distribuían la exposición temporal y permanente, almacenes, biblioteca, archivo, aseos, sala multifuncional, taller-laboratorio y despachos. Todo ello en las cuatro plantas del inmueble de la plaza de Baix, 10. Hay que indicar que desde 2009, la sección de etnología se amplió con la apertura de las casas-cueva de la muralla tras su rehabilitación, en cuyas salas pudimos situar muchas piezas en un ambiente acorde a su funcionalidad.

En estos veinte años se ha perseguido la realización de todas estas funciones asignadas a los museos en la medida de nuestras posibilidades, dependiendo de los medios humanos y materiales de los que disponemos, empleando para ello diferentes actividades didácticas, turísticas, formativas y de investigación, como son las visitas al museo y a los monumentos, los talleres y las maletas didácticas que llevamos a los centros escolares de primaria y secundaria, el Petrer se viste de luna, las jornadas de puertas abiertas, el día internacional de los museos, redacción de artículos divulgativos y científicos, informes técnicos relacionados con el patrimonio, así como colaboraciones con los medios de comunicación, charlas, proyecciones, así como la recepción y descripción de los bienes muebles etnológicos cedidos por los vecinos y vecinas, etc.

Con el paso de los años, las instalaciones del museo se iban deteriorando poco a poco, así como la propia exposición arqueológica y etnológica con los recursos museográficos creados para la apertura y los que se fueron incorporando poco a poco, se fueron quedando anticuados. Por ello, los últimos años han supuesto un revulsivo para el museo ya que en 2018 pudimos llevar la riqueza patrimonial petrerense al MARQ con la exposición “Petrer. Arqueología y museo”, gracias a un convenio con la Diputación de Alicante, y, sobre todo, se trabajó para crear el renovado Museo Dámaso Navarro en unas instalaciones más accesibles, modernas y accesibles en la calle La Font que abrió sus puertas el pasado 8 de febrero con el respaldo de la corporación municipal, como ocurrió el 2 de julio de 1999.

 Este hecho no ha supuesto una meta, sino la consecución de uno de los objetivos que tenemos para continuar mejorando nuestros servicios y atención a las personas interesadas en nuestra historia y patrimonio. ¡Feliz 20 cumpleaños Museo Dámaso Navarro y que cumplas muchos más!

0 COMENTARIOS

Escribe un comentario

    Tu email no será publicado. Campos requeridos marcados con *

    Cancel reply

0 comentarios